Sonar FM

Descarga la app de Sonar FM

Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 11 de febrero de 2021

Esmé Bianco (Game of Thrones) revela violentos episodios en acusación contra Marilyn Manson

Actriz de Game of Thrones denuncia a Marilyn Manson de abuso sexual

La actriz que interpretó a Ros en la serie de HBO acusó al artista por años de abusos físicos y sexuales.

Siguen apareciendo nuevas denuncias de abuso en contra de Marilyn Manson. Ahora Esmé Bianco, actriz de Game of thrones, acusó al artista de años de abusos físicos y sexuales.

La artista de burlesque hizo públicos una serie de violentos episodios, sumándose a un gran grupo de mujeres, encabezadas por su la ex pareja de Manson, Evan Rachel Wood, que han denunciado al intérprete de "The beautiful people".

En entrevista con The Cut, la británica de 38 años definió al músico como "un monstruo que casi me destruye y que casi destruye a tantas mujeres"

La actriz contó que conoció al músico en 2005 a través de su ex esposa, Dita Von Teese. Bianco aseguró era fan del músico desde adolescente y que lo consideraba "un ejemplo a seguir" que la ayudó en su vida a través de la música.

Sin embargo, la relación entre ambos cambió en 2007 cuando Marilyn Manson invitó a Bianco a protagonizar el videoclip de la canción "I want to kill you like they do in the movies". Fue en ese momento que la artista denunció haber sufrido de violencia física en el set de grabación, donde tenía que fingir que le gustaba ser maltratada por el músico.

La actriz aseguró que durante esos días solo vistió lencería; que Manson ofrecía más cocaína que comida a sus empleados; que se comportó de manera violenta, incluso lanzando las cámaras de filmación; que el músico la azotó con un látigo; que la persiguió con cables; y que usó un juguete sexual llamado "Violet Wand" en sus heridas. Wood aseguró que ese fue el mismo "dispositivo de tortura" usado en ella.

Bianco admitió que llevaba una relación "platónica", en la que ella creía que estaba enamorada y terminó convirtiéndose en una de sus parejas sexuales. Se separó de su marido y se mudó de Londres a Estados Unidos, para irse a vivir al departamento del músico.

Manson habría controlado su forma de vestir, sus horarios de sueño y su calendario. Mientras que Bianco ni siquiera tenía llaves del departamento. "Me sentí como una prisionera. Iba y venía a su gusto. Con quien hablaba estaba completamente controlado por él. Llamé a mi familia escondida en el armario", relató.

Bianco relató que más tarde, cuando actuó en Game of Thrones, Manson mostró en un proyector una escena de sexo en la que aparecía ella, al menos cuatro veces a sus invitados, humillándola en público.

El punto de quiebre que la hizo tomar la decisión de escapar del artista fue cuando Manson la persiguió por el departamento con un hacha en la mano.

SEGUIR LEYENDO