Sonar FM

Descarga la app de Sonar FM

Click acá para ir directamente al contenido

Martes 17 de octubre de 2017

FOTO | Uno de los dinosaurios más reconocibles de Jurassic Park nunca existió (como tal)

El dilofosaurio no tenía ninguna de las características distintivas que lo hicieron famoso en la cinta de Steve Spielberg.

Como toda obra de ficción, 'Jurassic Park' se tomó bastantes libertades creativas a la hora de revivir de forma impresionante a los dinosaurios en la gran pantalla: Sabemos que los tiranosaurios no podían correr realmente, o que los velociraptores tenían plumas, o que los braquiosaurios no masticaban su comida y también eran incapaces de pararse en 2 piernas sobre los árboles.

Todos esos cambios cosméticos son entendibles por el bien de la historia, aunque un dinosaurio que aparece de forma prominente en la cinta tuvo tantas modificaciones que básicamente es una creación absolutamente ficticia. 

Se acordarán del dilofosaurio, el depredador bípedo que se come a Dennis Nedry mientras este intenta escapar de la isla en donde transcurre la película con numerosos embriones de dinosaurios para venderlos a la competencia. El dilofosaurio se muestra inocente en el comienzo, para luego revelar sus impactantes características: Sus 'aletas' que se despliegan alrededor de su cuello y su capacidad de escupir veneno que ciega y paraliza a sus víctimas.

Bueno, resulta que si bien el dilofosaurio sí existió y su estructura ósea fue la inspiración de su contraparte en 'Jurassic Park', nada de lo que lo hace reconocible en pantalla era real: El dinosaurio nunca tuvo aletas en el cuello, y menos aún era capaz de escupir veneno. Estas características fueron inventadas para hacerlo más distintivo de los velociraptores y aparecen tanto en la novela de Michael Crichton como en la adaptación de Steven Spielberg.

Ya lo saben: El dilofosaurio no tenía nada de lo hacía cool en nuestras mentes. Así se veía realmente, según estimaciones científicas:

Imagen foto_00000015

 

SEGUIR LEYENDO