Sonar FM

Descarga la app de Sonar FM

Click acá para ir directamente al contenido

Domingo 10 de noviembre de 2019

Las razones por las que Evo Morales renunció a la presidencia de Bolivia

La polémica elección del pasado 20 de octubre desencadenó la decisión del ahora exmandatario.

Este domingo Evo Morales presentó su renuncia a la presidencia de Bolivia luego que las Fuerzas Armadas y la Policía de ese país se lo solicitaran en medio de las protestas que había desatado su cuestionada reelección en la que, según la OEA, hubo irregularidades.

Durante la jornada, los jefes de las Fuerzas Armadas y de la Policía pidieron la renuncia del jefe de Estado. “Luego de analizar la situación conflictiva interna, pedimos al presidente del Estado que renuncie a su mandato presidencial permitiendo la pacificación y el mantenimiento de la estabilidad, por el bien de nuestra Bolivia”, dijo el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, general Williams Kaliman, poco antes de que Morales anunciara su determinación.

La profunda crisis política en Bolivia que derivó en la renuncia de Morales tuvo su origen en la primera vuelta presidencial del pasado 20 de octubre. Con un avance del 83,76%, el recuento provisional oficial apuntaba a una victoria insuficiente de Morales que obligaría a realizar una segunda vuelta con Carlos Mesa.

Al día siguiente, el conteo rápido denominado Transmisión Rápida de Resultados Preliminares (TREP) se reactivó con un 95% de avance y con Morales ganando en primera vuelta por un estrecho margen. Ante esto, las sospechas que habían levantado los movimientos del Tribunal Supremo Electoral (TSE) llevaron a la oposición a acusar un "fraude descarado", que derivó en misiones de observación de la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Unión Europea, quienes pidieron que hubiera segunda vuelta.

Tras insistir en que había ganado las elecciones, Morales accedióa que la OEA hiciera una auditoría del escrutinio. El escrito de la organización terminó afirmando que “resulta improbable estadísticamente que Morales haya obtenido el 10% de diferencia para evitar una segunda vuelta”, por esto “el equipo auditor no puede validar los resultados de la presente elección, por lo que se recomienda otro proceso electoral. Cualquier futuro proceso deberá contar con nuevas autoridades electorales para poder llevar a cabo comicios confiables”.

Las denuncias de fraude provocaron una serie de conflictos en el país, incluyendo revueltas en varios cuarteles policiales con enfrentamientos entre partidarios y detractores del mandatario. A raíz de esto, Morales decidió convocar este domingo 10 de noviembre a nuevas elecciones, pero su anuncio no conformó a líderes opositores que insistieron en que dejara el cargo.

Tras la petición de las Fuerzas Armadas, Morales dejó La Paz en su avión para trasladarse al aeropuerto de Chimoré. Minutos más tarde anunció su decisión de renunciar a su cargo de presidente de Bolivia.

SEGUIR LEYENDO