Sonar FM

Descarga la app de Sonar FM

Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 27 de enero de 2022

5 ocasiones en las que nuestros héroes nos han decepcionado

5 decepciones heroes del rock

No hay peor sensación que ver a nuestros ídolos caer por sus propias palabras o acciones.

Como fanáticos del rock, hemos tenido que lidiar con varias decepciones. Una cosa es que, por definición, el género se caracterice por su capacidad contestataria y rupturista, y otra muy distinta es que nuestros héroes se condenen a sí mismos por acciones o palabras que no solo fueron políticamente incorrectas, sino que terminaron dañando a otras personas.

Eric Clapton y la “hipnosis de formación de masas”

Hace tan solo unos días tuvimos que experimentar nuestra decepción más reciente de la mano de las polémicas declaraciones de Eric Clapton. En un momento todavía crítico por la pandemia de COVID-19 -especialmente para Chile, que registra cifras récords de contagios diarios- el guitarrista salió a hacer eco de una teoría conspirativa que hasta el momento no tiene ninguna base científica.

En una entrevista con el canal de YouTube The Real Music Observer, "Slowhand" se refirió a la creencia de que los medios de comunicación le lavan el cerebro a las personas para que se vacunen contra el coronavirus.

Clapton habló de un engaño para ser inoculados mediante mensajes subliminales en la publicidad farmacéutica, haciendo alusión a la “hipnosis de formación masiva”, teoría que llamó la atención del público después de aparecer en un episodio del podcast Joe Rogan Experience a fines del año pasado, pero ha sido descartada por académicos.

¿Dónde está el problema? Dicho podcast ha sido fuertemente repudiado por la comunidad científica debido a las ideas que difunde en un momento tan complejo para la salud de los habitantes de todo el planeta. Según informó The Guardian, una carta firmada por 270 médicos y científicos estadounidenses advirtió a Spotify de que estaba permitiendo la difusión de teorías que dañan la confianza pública en la investigación científica y en las recomendaciones sanitarias.

Josh Homme y la infame patada

Retrocedemos hasta 2017 para recordar el momento en que el líder de Queens of the Stone Age nos impactó cuando nos enteramos de que había pateado en el rostro a una fotógrafa.

El hecho ocurrió en el marco de una presentación de la banda en el Forum de Los Ángeles durante la primer noche del festival Almost Acoustic Christmas organizado por la emisora de radio local, KROQ. 

Durante la performance de “The Evil Has Landed”, el cantante pateó a Chelsea Lauren, una de las fotógrafas que estaba registrando el show. Lauren dijo que pasó una noche en el hospital y que al otro día todavía sentía dolor de cuello, tenía un moretón en el ojo y náuseas. "Estaba donde me autorizaron a estar, no estaba rompiendo ninguna regla. Simplemente estaba tratando de hacer mi trabajo", denunció la fotógrafa a través de redes sociales.

Homme terminó pidiendo disculpas. Originalmente, el frontman ofreció una disculpa a medias, diciendo haber estado "perdido en la interpretación" y que no se dio cuenta de sus acciones. Sin embargo, luego de recibir aún más críticas por esta débil justificación, Homme publicó un video en redes sociales donde se le veía afectado por su actuar.

Phil Anselmo y su saludo nazi

En enero de 2016, el “Dimebash” -evento realizado como homenaje a Dimebag Darrell- pasó a segundo plano luego que Phil Anselmo protagonizara un lamentable momento.

Quien fuera el vocalista de Pantera realizó un saludo nazi sobre el escenario y, no contento con eso, posteriormente gritó “White Power” (“Poder Blanco”, en español) a los presentes. 

Ante las numerosas críticas, Anselmo respondió que su mensaje había sido en tono de broma “porque habían estado bebiendo vino blanco”. Pero, por supuesto, está respuesta no dejó conforme a muchos.

Finalmente, se refirió al tema a través de un video en Youtube, donde reconoció que lo que hizo “fue feo e innecesario” y aseguró que “todo el que me conoce y sabe cómo soy, sabe que no creo en nada de eso, no quiero ser parte de ningún grupo”.

Además de confesar que se sentía “100% arrepentido”, indicó que esperaba que le dieran otra oportunidad.

Morrissey siendo Morrissey

Si hay un músico que ha debido lidiar con la denominada cultura de la cancelación es Steven Patrick Morrissey. Sabemos que hay pleno consenso en que el ex The Smiths es capaz de polarizar opiniones como pocos y, aunque podríamos enumerar varias razones por las que lo amamos, hay varias otras por las que el británico nos ha decepcionado rotundamente.

La sinceridad brutal de Morrissey lo ha convertido en uno de esos referentes de la música popular que nunca dudará en dar su opinión, por muy sanguinaria que sea. Esto lo ha llevado a defender con fuerza causas como los derechos de los animales. Sin embargo, esto mismo ha dejado a la vista algunas percepciones del artista con las que se  nos ha hecho imposible no tomar distancia.

En 2017, la voz de "Everyday is like Sunday" generó polémica después de defender al actor Kevin Spacey y al productor de cine Harvey Weinstein, quienes en en ese entonces habían sido denunciados por acoso y abuso sexual. El segundo fue declarado culpable en 2020 de dos de cinco delitos graves y sentenciado a 23 años de prisión.

"Cualquiera que haya dicho alguna vez 'Me gustas' a alguien más es, de repente, acusado de asalto sexual", dijo Morrissey para poner en duda las acusaciones contra el actor de "House of Cards". Mientras que, respecto a las mujeres que denunciaron al ex mega productor, el músico señaló que "ellas seguían el juego. Sin embargo, después algunas de ellas se sentían avergonzadas o rechazadas. Entonces daban la vuelta y decían 'Fui atacada, fui sorprendida'. Ahora, si todo iba bien y tenían una gran carrera, no hablaban de eso".

Sus declaraciones tildadas de xenofóbicas, su acercamiento con el UKIP y su líder Nigel Farage -conocido por su política antiinmigración- y sus críticas hacia el feminismo moderno son solo otros de los temas que han derivado en la "cancelación" de Moz.

Los 15 minutos de Liam Gallagher

Después de sólo 3 canciones completas y una a medias, Liam Gallagher convirtió su presentación en la edición 2018 de Lollapalooza Chile en una pesadilla para sus fanáticos. El ex Oasis se bajó del escenario a solo 15 minutos de haberse subido, quejándose por el sonido y por el estado de su voz.

"Rock N Roll Star" y "Morning Glory" de Oasis, seguidas de sus composiciones solistas "Greedy Soul" y "Wall Of Glass" alcanzaron a sonar en el set que se convirtió en una decepción rotunda para los seguidores del británico en Chile, que llevaban horas pegados al escenario para esperar la presentación. Gritos en alabanza hacia su hermano Noel y algunos insultos no se hicieron esperar entre el público.

Aunque el menor de los Gallagher pidió disculpas a través de un comunicado donde señalaba que lo aquejaba un problema de salud -luego que se presentara sin problemas aparentes en Lollapalooza Argentina un día antes- los seguidores del ex Oasis no hemos cerrado ese capítulo y seguimos esperando ese "concierto reprogramado en Santiago lo más pronto posible" que nos fue prometido.

SEGUIR LEYENDO